FORO CERRADO. comentarios y aclaraciones thunderstruck@hispavista.com
 
ÍndicePortalRegistrarseConectarse


Guia rápida
Reglas del Foro
Ayuda al usuario
Registro de avatares
Crea tu ficha
Aventuras disponibles
Razas
Compendios de Habildades
Afiliaciones

El contenido de este foro esta bajo registro de derechos, cualquier uso de este sin autorización del completo staff administrativo del foro esta prohibido, así mismo las creaciones de cada usuario son propias de ellos y queda prohibido hacer uso de estas obras particulares sin autorizacion del autor. El foro se reserva el derecho de admision.

Comparte | 
 

 Run and fight for life

Ir abajo 
AutorMensaje
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Run and fight for life   Jue Mayo 20, 2010 7:21 pm

El cuerpo ensangrentado y decapitado del hijo del lider yacia a los pies de Salen, las carpas del improvisado y ya algo viejo asentamiento relucian ante la luz de las antorchas y fogatas que lo iluminaban, dandole al simple cuero y a la tela un aspecto tétrico y formando figuras sombrias que se movian con cada brisa del viento, cada una diferente segun la imaginacion que tuviera su observador.

La fogata más cercana se encontraba a unos diez metros, y cuatro carpas rodeaban a Salen, dejando "pasillos" formados por el hueco que quedaba entre ellas para correr, y poco a poco, carpa tras carpa, formaban una serie de imitacion de las calles que habian en la ciudad, aunque en miniatura, y con tiendas por casas y comercios.

Cada tanto habian antorchas, que habian sido atadas al cuerpo de una lanza, cuya cabeza y cuerpo se encontraba clavado en el piso, de esta forma iluminaban desde lo alto, más o menos a la altura de una cabeza humana.

Los límites del campamento eran delimitados por puestos de guardia, que consistian en miembros de la banda que deambulaban patrullando, y en atalayas, las cuales hacian de torres de madera o puestos de seguridad fijos y con altura, para poder ver a lo lejos y dar la alarma en caso de que hubieran problemas. En la cima de estas torres, se encontraba solo un bandido por lo general, armado con arco y flecha, mientras que los que hacian guardia deambulando por tierra estaban armados con espadas, hachas, lanzas, y otros objetos cortantes.

Las personas despiertas a estas horas de la noche en el campamento eran pocas, excluyendo a los guardias de turno, y a las personas que no podian dormir, pero solo seria cuestion de tiempo hasta que alguien diera con el cadaver. La sangre en la ropa y en las espadas de Salen era más que solo sospechosa, y no seria casualidad que alguien hubiera asesinado al hijo del lider y Salen desapareciera casi al instante, sea lo que fuere que decidiera hacer a continuacion, seria mejor que lo hiciera rápido.

En cualquier momento alguien lo veria.
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Jue Mayo 20, 2010 7:49 pm

Salen se observó las manos. Parpadeó y se palpó todo su cuerpo con cuidado, buscando alguna herida, mas no encontró ningún corte. Sacudió la cabeza mientras sonreí, incrédulo, pues el hijo del líder era aun mucho más torpe de lo que Salen había supuesto. Entonces cayó en la cuenta. En sus manos estaban sus dos espadas, ambas manchadas de sangre. Además, el líquido carmesí perlaba sus ropas. Cualquiera que lo viera así no se lo tomaría muy bien, sobre todo si ya habían encontrado el cadáver del hijo del líder. Sin perder más tiempo, Salen se acercó al cadáver decapitado y limpió sus dos espadas, para luego enfundarlas con un elegante movimiento. Sabía que no eran necesarias tantas florituras pero no podía evitarlo. Observó a su alrededor, buscando la cabeza del desgraciado, pero todos sus esfuerzos fueron inútiles, pues la cabeza no estaba cerca.

Sin ninguna ceremonia, agarró el cadáver del desdichado chaval y lo fue arrastrando por los pies, apoyándolo contra la carpa más cercana. Luego ejecutó un ligero movimiento y del protector de su mano surgieron cuatro largas hojas, similares a las garras de los lobos, pero más finas y largas. No obstante, empezó a acuchillar el cadáver del chico, esperando que si alguien lo encontrara lo primero que pensara es que un animal lo había matado. Cuando terminó su trabajo observó su obra de arte y sacudió la cabeza, asombrado del lamentable estado en el que había dejado el cadáver. Rápidamente, se acercó a por una lanza con una antorcha. Se percató que el tiempo se le estaba acabando, así que decidió crear una distracción. Con prisas, fue pasando la antorcha por todas las carpas, y cuando estas empezaron a arder con fuerza, Salen huyó del lugar por el camino que menos llamas tenía. Aun así se le prendió la capa que colgaba de su cintura y rodó por el suelo para apagarla.

Cuando empezó a oír los gritos de alarma, empezó a serpentear entre las tiendas, sin salir a donde los bandidos pudiesen observar la sangre de su ropa. Volvió a hacer otro ligero movimiento y las hojas volvieron a su sitio en el protector de la mano, donde no eran peligrosas. Mientras corría lanzó un silbido al aire, destinado a Awiass, que con casi toda seguridad lo captaría y lo buscaría por el olor. Así que tras caminar un poco más se agachó, agazapado contra una tienda. El fuego se había originado en la zona sur, y él había caminado en dirección contraria, así que supuso que estaba al norte, aunque poco importaba eso ahora. Sólo se fijo en una atalaya que había cerca de donde estaba él, a unos cien metros. Mientras esperaba a Awiass sus ojos cambiaban frenéticamente de un lugar a otro, buscando la mejor vía de escape.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Jue Mayo 20, 2010 8:06 pm

Con pocos miramientos Salen se acercó al cadaver limpiando lo que quedaba de sangre en ellas en las telas color marrón oscuro que vestia la persona a la que habia asesinado, con una armadura de cuero debajo, hasta terminar en unas botas negras del mismo material. Tras detenerse a pensar un poco decidio arrastrar el cadaver hasta una de las carpas, pero al estar decapitado su cuerpo y con tanta sangre que salia, fue dejando una gran mancha roja tanto por el pasto como por todo lo que tocaba al ser arrastrado, hasta dejar elcuerpo contra la carpa, la cual también manchó.

Acto seguido comenzo a perforarlo tanto como el tiempo le permitia, con sendas garras que traia en los protectores de las manos. Mientras tanto un pensamiento surgia en su cabeza, que clase de animal decapita de forma tan limpia, brutalmente acuchilla por varias partes a su victima, y luego arrastra un gran trecho dejando un rastro de sangre tras de si. De forma más importante, que estarian haciendo los guardias para dejar un animal de tan grande calibre colarse en el campamento sin ser visto.

Tomando una antorcha mientras aún nadie habia visto su escena, pero más cerca cada vez, Salen prendió fuego las tiendas que habia a su paso, llamando inmediatamente la atencion de todos los guardias, incluso los que estaban en las atalayas, hacia donde habia comenzado el fuego, y en consecuencia, a un Salen que se revolcaba en el piso para apagar el fuego que se habia prendido en su capa. Los gritos de alarma por el fuego no tardaron en escucharse.

Por el momento, era dificil distinguir a Salen de los demás bandidos, a no ser que estos estuvieran lo suficientemente cerca para ver su rostro, o éste se acercara a una de las antorchas lo suficiente, o en su defecto el fuego alcanzara su cuerpo -de nuevo-.

El lobo no obstante, no respondió inmediatamente ante el silbido del humano, quizás no lo habria escuchado, o quizás fuera que se negaba a lanzarse al fuego por su dueño, o quizás no pudiera encontrarlo ante la mezcla de olores, de cosas quemadas, y a la sangre que traia Salen encima.

La atalaya a diez metros, enseñaba un bandido que daba gritos, y debajo de esta, otros tres individuos más que corrian hacia el campamento inmediatemente, llendo hacia donde Salen se encontraba para despertar a todos ante el incendio que se habia desatado, los demás comenzaban a salir de sus tiendas lo más rápido posible... Pronto el lugar estaria atestado, el olor a quemado incluso llegaba a su propia nariz, y ya podia ver el humo negro alzandose.
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Jue Mayo 20, 2010 11:41 pm

Humo. Era realemente molesto el humo en su nariz, provocando que le costase respirar, además de que la nube oscura se acercaba cada vez más y pronto le impediría ver con claridad. Además, por descontado, de la ausencia de Awiass, que se hacía notar, pues el feroz animal era una conciencia en la que apoyarse para Salen. Salen supuso que Awiass no había aparecido porque no había oído el silbido con el barullo, o no había reconocido el olor de Salen entre el gentí, cosa harta improbable, o simplemente que el temor a fuego había superado el deseo de ir junto a su compañero de viaje.

"Bueno, parece que tendré que continuar sin Awiass, y esperar que él me encuentre", pensó Salen son ligereza mientras escrutaba el horizonte. Evaluó la situación con cuidado: Tres hombres venían directos a la posición de Salen y un cuarto hombre escrutaba el campamento mientras daba saltos como un loco. "Idiotas", meditó Salen mientras sacudía la cabeza. Sólo tenía una oportunidad de salir de ese agujero de ratas con vida, y su oportunidad estaba frente a él, tras los cinco hombres, así que sin pensarlo mucho más, Salen sacó el cuchillo de caza de su bota derecha y le empuñó extrayendo las garras de la mano contraria.

Caminó agachado, ocultandose en las sombras y evitando las antorchas. Él podía obserbar a los tres hombres, aunque ellos no le vieran a él, pero el hombre de la atalaya era otro cantar. Tenía un campo de visión más amplio, y era probable que si dejaba de hacer el genso y observaba el suelo más inmediatamente cercano, advirtiese una sombra furtiva que se alejaba del fuego, armada hasta los dientes. Pero no tenía tiempo para poner los puntos sobre las ies ni meditar sobre pequeños detalles. Cuando se dió cuenta de que uno de los tres hombres estaba peligrosamente cerca, rasgó la carpa de una tienda especialmente grande y entró en ella.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Vie Mayo 21, 2010 9:12 pm

Al parecer, el guardia de la atalaya habia pasado por alto la actitud sospechosa de Salen cuando este, rasgando el costado de una tienda, se metió en ella. El interior era sencillo, varios cofres se encontraban cerrados y apilados uno encima de otro y a los costados, cerca del final de la carpa y apoyados contra la fuerte tela, que si bien era muy resistente no tenia nada que hacer contra un arma de metal bien afilada.

La entrada principal, por otro costado, se encontraba abierta, y dos camas improvisadas -como solia hacerse en aquella clase de campamentos, lechos formados por telas robadas, restos de ropa, que asemejaban más a un nido compuesto de muchas cosas con algo para cubrirse encima- delataban que quienes fueran los que habian estado en la carpa, la habian abandonado a toda prisa.

Quizás alertados por los gritos de todos en el campamento, que ya se oian haciendo una cacofonia, entre gente llamando nombres en voz alta, entre los cuales le pareció escuchar el suyo, y dando ordenes para con el agua, para extinguir las carpas en llamas y evitar que se extendiera el fuego.

Vió pasar entonces dos personas corriendo por el hueco que habia hecho para entrar, y otra persona más por el otro lado, donde estaba la entrada natural a la carpa. Distraidas y con otras cosas en mente, poca y ninguna atencion le pusieron a la nueva abertura de la tienda, la cual habia pasado a mimetizarse con el resto del paisaje.

Armaduras de cuero, cascos, escudos de madera y de metal, sandalias, cinturones, fundas de espadas, espadas tiradas sin más, lanzas y hachas se encontraban apiladas de forma poco ordenada por la carpa, entre otras cosas como abrigos para los dias de invierno, y restos de los saqueos que habian quedado allí sin usar aún.
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Vie Mayo 21, 2010 11:59 pm

Nada más entrar en la tienda, la escrutó en busca de algún signo de vida. Al no advertir nada, se agazapó contra un cofre y esperó a oír la voz de alarma. Mas nunca llegó. Tras unos eternos segundos de espera, dos bandidos pasaron frente a la raja que Salen había provocado, sin advertirla, pues esta parecía haberse fundido con el decorado, mientras apenas unos microsegundos después, el otro bandido pasaba por la entrada natural a la carpa. Salen suspiró, aliviado, y se permitió echar un vistazo a la carpa.

Debía ser una carpa de almacenaje, pues había varios cofres apilados contra las "paredes", además de muchas armas, fundas o ropas tiradas por aquí y por allá. Así mismo, cerca de la entrada de la carpa, había dos camastros toscamente fabricados, como todos los del campamento -si mal no recordaba, el mismísimo Salen tendría uno en alguna parte de las tiendas calcinadas-, y Salen contuvo la respiración, esperando ver los dos bultos que dormitarían allí, pero solo observó los camastros revueltos, síntoma de precipitada huida.

Si sus cálculos no eran erróneos, fuera ya solo se interpondría entre él y su libertad la atalaya con el hombre-mono, así que empezó a desarrollar una estrategia de actuación mientras paseaba la vista por la carpa. Dio algunos pasos y se tropezó con su propia capa. La capa roja le colgaba de los hombros, y la verdad es que el rojo se veía bastante bien en la noche. Así que sin más dilación, cogió la capa -o más bien lo que quedaba de ella, pues las llamas había devorado gran parte- y se la acomodó en la cintura, bajo el cinturón, formando bolsillos de donde no se le caerían los objetos que recogiese. Una vez listo, guardó su cuchillo en la bota e hizo desaparecer las garras, y recogió una lanza bastante firme del suelo.

Salió a la improvisada calle por el mismo lugar por el que había entrado, y caminó un poco en dirección a la atalaya, ocultándose siempre que podía y caminando agazapado. Cuando le pareció que estaba lo suficientemente cerca, asió la lanza con más fuerza y la echó para atrás. Luego la lanzó en dirección a la atalaya, intentando dar al guardia o, en su defecto, acertar en alguna parte de la atalaya y asustarlo. Fuese cual fuese el resultado no se paró a verlo, simplemente corrió hacia la atalaya, para sobrepasarla y llegar a la libertad.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Sáb Mayo 22, 2010 10:48 am

Salen consiguió armarse sin más imprevistos. La lanza, algo corta, media dos metros y terminaba en una filosa punta un poco curvada. Casi con la misma forma que tenian sus dos espadas. Por otro lado, la madera de la que estaba hecha era sumamente resistente y firme, no parecia que fuera a tener problemas por ese lado, el filo se encontraba bien logrado y asegurado al firme cuerpo del arma.

No obstante, era algo pesada, aunque se compensaba con su eficacia.

Tomandola con las dos manos, Salen no tuvo problema alguno en manejarla a su gusto, aunque se dió cuenta que manejarla bien solo con una mano seria otro cantar.

Sin perder más tiempo, salió de la carpa de forma furtiva, evitando las antorchas y aprovechando el aire nocturno y la confusión para pasar desapercibido. Zigzagueando entre carpa y carpa, esquivando personas que poco a poco corrian a extinguir el fuego, que ya se encontraba bastante más contenido que en un principio, Salen se acercaba más y más a la atalaya, que mientras más cerca se encontraba, más grande se veia. Quizás tuviera unos diez metros... O quince.... O veinte, era difícil calcular bajo la presión del momento.

La madera a la luz de las llamas se veia negra. Por el lado que venia Salen se veia una larga escalera que subia hasta donde se encontraba el bandido, y por en medio de los cuatro pilares que sostenian toda la estructura, podia verse como los troncos formaban "X" una y otra vez en diferentes posiciones.

Ya cuando estuvo a pocos metros de la Atalaya, consiguió divisar casi perfectamente la figura del hombre, en el cual se reflejaba la luz producida por el incendio del campamento, mezclando los olores, y todo sonido sofocado por el crepitar de unas llamas que no tardarian en extinguirse, gritos y corridas por todos lados. Usando eso a su favor, el humano asió la lanza y la tiró con toda su fuerza hacia donde se encontraba el vigilante.

Cortando el aire, esta se perdió en el aire nocturno, buscando su camino hasta la atalaya, y sin siquiera detenerse a ver que es lo que habia sucedido, Salen se dió a la fuga sin esperar más. Libre finalmente del peso de la lanza, y con las manos libres, sus piernas eran ligeras, el pasto sonaba fuertemente bajo sus pies, su cuerpo se tensaba... No fue más que una cuestión de segundos en la que sobrepaso aquél puesto de guardia, y notó como el terreno tenia un pequeño descenso, de apenas unos cincuenta centímetros -algo dificil de ver en medio de la noche- pero extrañamente, su propio apuro al correr tan rápido, transformo lo que podria haber sido una caida inesperada, en tan solo un obstáculo más. Antes de notar la falta de tierra firme, su otro pie ya se encontraba en el suelo.

Adelante suyo se encontraban una infinidad de árboles, separados entre si por varios metros, plantas, animales, insectos, y un ya nublado cielo negro que lo observaba desde las alturas. La ciudad se encontraba a una hora de viaje, al menos asi era en caballo.
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Sáb Mayo 22, 2010 11:10 am

Corría. Simplemente corría, en dirección a la ansiada libertad. En ese momento, su única motivación era alejarse del campamento y, sobretodo, de la atalaya antes de que notasen su ausencia... o su huída. Con un poco de suerte, pensarían que había perecido en le incendio y no se les ocurriria pensar que había matado al hijo del lider y había huido -los Capas rojas eran conocidos por su ferocidad y por su deficiente inteligencia, que brillaba por su ausencia- del campamento. Así que sin esperarlo más, con la adrenalina circulando por sus venas en grandes cantidades y a gran velocidad, corrió con renovadas fuerzas. Y estuvo a punto de no contarlo. Notó durante un instante, que bajo el pie derecho no había nada, probablemente una cañada no muy profunda, pero que Salen no había contemplado, mas su pie izquierdo continuó el movimiento sin hacer caso a su cerebro que gritaba que parase, y aterrizó en tierra firme. Salen recuperó el equilibrió y paró en seco.

- Por los pelos - Susurró en la oscuridad de la noche. Luego alzó la cabeza y emitió una especie de aullido, pero que no parecía un aullido de lobo. Eso seguro que si que lo reconocía Awiass.

Y sin más recapacitación, corrió hacia el manto verde que se extendía frente a él. No era un bosque propiamente dicho, pues estaba compuesto por una serie de arboles distanciados unos de otros por una distancia considerable, en la que crecían una serie de plantas y matorrales bajos, y agunos animales asomaban la cabeza para observar al intruso. Pero Salen no se mantuvo quieto, esprando a que viniesen a por él. Caminó por el bosque hasta que localizó el camino, y empezó a caminar por la vereda, de modo que veía el camino, pero desde el camino no se le veía a él, a no ser que el sujeto del camino fuese observando el bosque a conciencia.

La ciudad más cercana estaba a una hora de viaje en caballo, unas tres a pie, estimó Salen, pero su idea era caminar hasta que viese alguien con un caballo al que quitarselo. Con suerte os bandidos mandarían a alguien a la ciudad para reponer los hombres caidos y las tiendas perdidas, y no tardando mucho.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Sáb Mayo 22, 2010 11:27 am

Poco a poco, el calor del fuego, el olor a cosas quemadas, y los gritos fueron dejados atrás, mientras eran reemplazados por grillos, buhos, y seres aún más extraños que observaban a Salen, acechandolo desde las sombras, y desde los altos árboles, mirando cada movimiento que hacia.

Siendo imposible de calcular el tiempo en esa circunstancia, el humano estuvo un buen rato hasta que consiguió encontrar el camino, bastante apartado del campamento, el cual comenzó a recorrer.

Mientras tanto, aunque alerta, las cosas pasaban por su mente. Aiwass aún no aparecia, seria difícil hacerle creer a alguien que un incendio decapitaba, arrastraba, y apuñalaba a alguien, se trataba de algo que incluso un Orco o un Centauro podrian razonar si se les daba tiempo. El camino estaba solitario y vacio, iluminado tan solo por una brillante media luna blanca en el cielo, con su gemela de un color amarillento a sus ojos, oculta.

El tiempo pasaba y pasaba, la emocion lentamente era reemplazada por paranoia ante cada ruido, cada rama que se rompia, nada ocurria... Quien sabia cuantas horas habrian pasado desde que habia comenzado a recorrer el camino, hasta que finalmente divisó, con algo de dificultad, la ciudad a la lejania, justo donde aquél bosque se abria más y más y daba a un espacio cada vez con menos árboles.

Aún era una figura muy lejana, cuando le parecio escuchar algo, en la dirección opuesta, a lo lejos en medio del silencio solo interrumpido por la fauna, algo que no podia ver, ni podria, hasta que se acercara. Aún no conseguia distinguirño, pero tenia el presentimiento de que se acercaria hasta él, sea lo que fuere...
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Sáb Mayo 22, 2010 12:26 pm

Con el paso del tiempo, cada paso que daba lo alejaba más de aquel infierno de campamento, de las cosas ardiendo, de la gente, de sus gritos agónicos... del cadáver. Cada vez se alejaba más de la columna de humo negro que pronto no fue más que una voluta en horizonte hasta que por fin se extinguió. Fue entonces cuando Salen notó que tenía los sentidos embotados, y que cada ruido, cada rama rota, cada brizna de hierba que emitía un sonido al moverse con la brisa, lo sobresaltaba de una manera que rozaba la paranoia.

Lentamente, mientras caminaba, fue razonando que nadie se creería que un animal había entrado en el campamento, había cortado al hijo del líder en pedazos tan finos y quirúrgicos para luego decapitar el cadáver y echarlo a las feroces llamas de un incendio provocado también por el curioso animal. Ni los idiotas de los bandidos se creerían ese cuento y, en cuanto notaran la ausencia de Salen, atarían cabos, aunque tardase más que la mayoría. Y mandarían a algún cazador en su busca.

Sacudió la cabeza y se apartó los pelos de la cara, echándolos hacia atrás con la mano. Paró un momento y se apoyó en un árbol a descansar. La plateada luna bañaba cada arbusto, cada brizna de hierba, cada mariposa, con un brillo fantasmal. Salen sabía que los animales le observaban desde hacía rato. Tan solo se limitaban a observar, puesto que la amenaza de un humano a algunos les pareció excesivamente peligrosa. Algunos miraban desde los árboles, otros desde el suelo, pues eran incapaces de trepar.

Salen, abrumado por esos ojos observando cada movimiento suyo, decidió proseguir el camino y dejar de pensar en los animales. Pronto, tras tantas horas de viaje que había perdido la cuenta, observo la silueta de la ciudad recortarse en el horizonte, al tiempo que se terminaban los arboles. También pudo observar que horizonte clareaba, síntoma del cercano amanecer. Entonces un ruido lo sobresaltó, haciendo que tropezara y rodara por el suelo. Cuando se levantó aguzó el oído. Parecía algo que había en la dirección opuesta a la ciudad. Observó la oscuridad del bosque con aprensión y luego miró la ciudad. Aun estaba muy lejos y no le gustaba dar la espalda a un peligro potencial, así que se agazapó y empezó a desplazarse lentamente entre la hierba, esperando ver el origen del ruido.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Dom Mayo 23, 2010 7:36 pm

El orígen del ruido aún estaba demasiado lejos para verse, pero Salen decidió esperar, a pesar de tener el tiempo contado, a ver que era lo que causaba el sonido. Desplazandose en la hierba, poco a poco, como si el tiempo fuera pegajoso, el sonido se fue volviendo más reconocible y más audible.

Se trataba del casco de los caballos al correr. No uno, si no muchos, varios, que venian posiblemente desde el mismo recorrido que habia hecho él al huir en dirección hacia la ciudad.

El humo del campamento cada vez se veia menos en el cielo, tapado también por los altos y frondosos arboles, pinos, y demás naturaleza del valle, pero seguia siendo un punto de referencia, a penas visible pero que podia diferenciarse si uno enfocaba la vista durante un tiempo.

Viendo eso podia calcularse, aproximadamente y si uno no se equivocaba, que el campemento que se habia incendiado con anterioridad se encontraba ya a muchos kilómetros, bastantes ya, pero el problema ahora radicaba en una situación diferente. Varios caballos se acercaban hacia su posición, aún muy lejos, pero no hacia falta recordar que los caballos eran más rápidos que él. No sabia con cuanto tiempo contaba si lo que deseaba era llegar a la ciudad a tiempo, teniendo en cuenta el que perdia hasta entonces.

Pero en inferioridad numerica, y rodeado, si se trataba de los bandidos, sus posibilidades de supervivencia eran nulas. Que hacer ahora estaba en sus manos.
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Lun Mayo 24, 2010 6:13 pm

Llevaba esperando un rato, mas no parecía haber ninguna claridad. Salen sacudió la cabeza y aguzo el oído, en espera de oir algo que le resultase familiar, pero eso no sucedia, y el tiempo corría cual arena en un reloj y ya no le quedaba precisamente mucho. Así que empezó a avanzar en dirección al sonido. De muy poco en poco, para no hacer ruido y alertar a lo que fuese que causase el ruido.

Y entonces lo reconoció. Eran cascos de caballos, pero por la intensidad podía asegurar sin lugar a dudas que eran varios, si no muchos, y la marcha poco acompasada y aun menos compenetrada indicaba que podrían ser los bandidos, pero eso igual ya era asegurar mucho. Pero Salen observó el lgar de donde provenía el ruido y oteó el horizonte. El camino iba directo a la casi etérea columna de humo. No sabía si eran los bandidos, pero indudablemente no era buena idea detenerse a juguetear con unos cuantos bandidos furiosos.

Así que se giró en dirección a la ciudad y, olvidando el sigilo y las tonterias, empezó a correr como si le fuera la vida en ello. Bueno, relamente le iba la vida en ello pero intentaba no pensarlo mucho. Estaba en buena forma física, pero aun así empezaba a notar las secuelas de la noche en tensión y la carrera nocturna. Pero no era momento para estúpideces, mucho menos para pararse a descansar. Corrió por su vida hacia la ciudad, rezando por que los bandidos no le alcanzasen.

Aun así, mientras corría, se percató de un ligero detalle que había pasado por alto. Por mucho que corriera, ellos llevaban caballos y recorrerían la misma distancia en menor tiempo, además de que estarían frescos y listos para combatir, mientras que él estaría cansado y enfurecido y poseía la inferioridad numérica y el problema añadido de que ellos combatian a caballo, aunque fuesen torpes, y él combatia a pie y, por muy bueno que fuese, eso suponía un clara desventaja.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Mar Mayo 25, 2010 1:48 pm

Finalmente Salen entraba en razón, dandose cuenta que no tenia un solo segundo que perder. Sin pasar un segundo más dudando sobre que hacer a continuación, se decidió a correr lo más rápido que podia a la ciudad, poco a poco razonando que los caballos lo alcanzarian seguramente, y si moria a causa, seria por haberse quedado a escuchar cuando podria haber usado aquél valioso tiempo para correr por su vida como lo hacia ahora.

El camino era llano, pendiente abajo hacia donde se alzaba la ciudad. La tierra del camino levantaba polvo a cada paso que daba, pero era mucho más sencillo que correr por el bosque con tantos desniveles, pozos, ramas, y otras cosas que esquivar. Suponia una pista de carrera que en teoria iba en línea recta.

El que fuera pendiente abajo, aunque no en un angulo casi recto, necesariamente, solo era un ligero inclinamiento, supuso un gran alivio para el humano. Practicamente no le provocaba nada de desgaste, y le permitia conservar sus energias para despues. Energias que ya estaban bastante mermadas por la noche agitada que habia vivido y aún no terminaba, pero que más le valia sacarlas de algun lado o terminaria muerto.

Si conseguia perderse adentro de la ciudad estaria salvado, porque a campo abierto seria mucho más fácil dar con él y acabar con su vida.

Poco a poco la ciudad se volvia más grande, y el sonido de los cascos más fuerte, pronto aquella leve pendiente terminaria y el terreno seria llano hasta la ciudad, cubierto por pastos y tierra solamente, que se levantaban de forma sorprendente por todo el lugar pero daban la impresion de estar bien cuidados, aunque no fuera asi en la realidad.
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Mar Mayo 25, 2010 9:58 pm

Salen resopló mientras corría. El camino era llano, es decir, sin agujeros ni hoyos, pero tenía una pequeña inclinación que le hacía correr muy deprisa. Esa velocidad en ocasiones le daba vértigo y, por supuesto, el polvo que levantaba al correr se le metía muchas veces en los ojos o en la nariz, haciéndole toser, pero no tenía tiempo para detenerse a lamentarse, porque cuando uno corre por su vida no se cuestiona si le duele un tobillo o tiene una mota de polvo en el ojo. Es más, uno no se cuestiona ni siquiera el hecho de tener una flecha clavada en el ojo, aunque ese no fuese su caso en particular.

Así que corría a toda velocidad por el camino libre de ramitas, raíces y otros inconvenientes que poseía el bosque, aunque quizás no hubiese sido mala idea haberse ocultado en el bosque, pero era un poco tarde para lamentarse de las decisiones tomadas, mucho más para darse la vuelta y volver. Además el sonido de los cascos era cada vez más cercano y apremiante. Parecían haber aumentado el ritmo. Probablemente había visto la polvareda y temían que se les escapase.

Y Salen aumentó aun más el ritmo, siendo consciente de que sus músculos no aguantarían mucho rato. Además, la ciudad estaba ahí mismo, solo quedaba enfilar el camino de frente y se podía llegar a las puertas. Si conseguía llegar a tiempo, los guardias detendrían a los bandidos o le ayudarían a combatir. Entonces quizás tuviese alguna posibilidad.

El paisaje cambió de nuevo, y pasó de las llanuras acolchadas y con colinas a campos de cultivos bellamente cuidados y trabajados, o esa era la impresión de Salen. Jamás podría asegurarlo porque el alba y sus embotados sentidos le podían haber jugado una mala pasada. Hasta pensó si no sería buena idea esconderse, pero la desechó rápidamente al apreciar la corta altura de la hierba, además del detalle añadido de que si se ocultara las hierbas se troncharían y se notaría a la legua.

De modo que miró al frente con resolución y se encaminó decidido y a gran velocidad a la puerta mientras gritaba a pleno pulmón.

- ¡¡Socorro!! ¡¡Me persiguen unos bandidos psicópatas!!
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Miér Mayo 26, 2010 9:33 am

El humano corrió y corrió por su vida, la ciudad se hacia más grande, con sus murallas que si bien no eran tan imponentes cumplian su propósito, las puertas se encontraban abiertas de par en par, y arriba de las murallas, los guardias observaban a un punto lejano correr despavorido en linea recta.

¿Que crees que sea eso? -le preguntó Irving, el guardia, un humano de metro ochenta con cabello muy corto y negro, de mirada cansada y ojos marrones como lamadera de un arbol. A pesar de estar en la muralla, traia una lanza consigo, quizás fuera que habia cambiado de guardia justo hace unos momentos.

Su proteccion era igual a la de los demás guardias, armadura que cubria el pecho, el abdomen, las pantorrillas, y un casco que dejaba al descubierto el frente del rostro, con una terminacion en la cabeza que asemejaba a la punta de una lanza. Finalmente, se complementaba con una vestimenta de cuero debajo, y el escudo de la ciudad en las prendas.

Quizás sea un aldeano... -le contesto Frémin, su compañero, separado de él por unos siete metros y mirando entretenido a Salen. Enrealidad era lo único interesante que mirar.

Irving volvió la mirada hacia su compañero levantando una ceja.- O un comerciante muy desesperado, no lo sé -agregó Frémin con una sonrisa, apoyandose en los límites de piedra de la muralla para ver mejor que es lo que le pasaba Salen, aunque a su vista, solo era una pulga aún.

En el otro lado de la carrera desesperada, Salen veia la ciudad erguirse poderosa a unos tres mil metros, mientras gritaba y agitaba los brazos, corriendo como si se le fuera la vida en ellos -y es que asi era- mientras poco a poco, el lejano sonido de los cascos se volvia una amenaza más real que lo perseguiria hasta detrás de su oido en la imaginacion del humano.

El sonido de su corazon parecia ser más fuerte que sus gritos, el de su respiracion, parecian sofocar el resto de los sonidos. Dos mil metros, el sonido de los caballos a la carrera ya era real, podia escucharlos descendiendo del bosque de la misma manera que él lo habia hecho hacia unos momentos ya...

Las piernas le dolian, el aire daba la impresion de no ser suficiente para sus pulmones. Mil metros, la ciudad ya se imponia, las murallas de vastos metros por encima de Salen, ya casi estaba ahi, y detrás suyo, los jinetes lo alcanzarian en nada de tiempo... Cuando las gigantezcas puertas de madera reforzada comenzaron a cerrarse muy lentamente...
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Miér Mayo 26, 2010 9:44 pm

La ciudad se acercaba desde el horizonte lenta pero segura, mientras que los malditos bandidos viajaban veloces pero inseguros, aunque lo que si que era probable era que Salen estaba muerto. Quizas todavía no, pero lo estaría..... a no mucho tardar.

No obstante, siguió corriendo, pues si aun había un apice de luz y de esperanza estaba dispuesto a aferrarse a él con la fuerza de la desesperación, y la determinación del que se cree muerto. Así que cuando la ciudad se iba acercando, la esperanza fue creciendo con ella, aunque fuese pequeña. Entonces, cuando estaba a pocos metros a de la gran puerta maciza, unos 800 metros, esta se empezó a cerrar muy lentamente.

- ¡Malditos bastardos! No cerreis la jodida puerta -gritó a los guardias que con toda probabilidad no le habían oído.

Desesperado, Salen se giró bruscamente, para observar con horror que los jinetes ya estaba tras él, cada vez más cerca, y los guardias de la ciudad, en vez de ayudarlo, lo habían encerrado fuera. Y mientras corría con la cabeza vuelta, trastabilló y dió una voltereta, rodando por el suelo, pero apoyandose rápidamente en el pie derecho e impulsandose para correr de nuevo.

Probablemente si no hubiese estado en ese estado de estres, con la adrenalina por las nubes y un ritmo cardíaco hipertenso, no le habría salido esa pirueta, y habría caido cuan largo era, pero cuando la muerte acucia, uno saca fuerdas de la flaqueza, y determinación férrea de donde no la hay. Aun así, un atisbo de esperanza cruzó el rostro de Salen al verse cerca de las puertas y estas aun no se habían cerrado, quizas le diese tiempo.

Y así corrió hacia la ciudad, desesperado y cansado, pero con la fuerza de un muerto.
Volver arriba Ir abajo
Nihil

avatar

Cantidad de envíos : 111
Localización : En tus sueños
Fecha de inscripción : 03/05/2010

Hoja de personaje
Nivel: 2
Experiencia:
530/2500  (530/2500)
Coronas: 640

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Jue Mayo 27, 2010 6:09 pm

Salen ya sentia como las fuerzas comenzaban a flaquearle, pero seguia corriendo, aunque cerca del agotamiento total, nada mejor que correr por su vida para ponerse en forma y abrir los ojos a todas las cosas que aún no habia hecho y podia terminarse todo en ese mismo instante.

Los caballos se acercaron detrás suyo, y si él habia levantado una hilera de polvo, ellos habian hecho una tormenta. Cada vez el sonido se hacia más fuerte, y no solo más fuerte si no que la cantidad de patas detrás suyo iban en aumento, cada vez distinguia más la cantidad, y al volver el rostro pudo verlos.

No eran uno, o dos, eran cientos que corrian apenas unos veinte metros detrás de él a todo galope, el polvo que habian levantado al bajar la pequeña y larga pendiente aún los acompañaba en parte, pero no ocultaba la mirada de todos, fija en el humano que escapaba de ellos.

Las puertas se cerraban lentamente... Cuatroscientos metros, ya casi estaba allí, solo un poco más y entraria a la ciudad... Aún faltaba mucho para que se cerrara completamente, quizás llegaba, quizás llegaria... Y el sonido inconfundible de una espada siendo desenvainada se escuchó no mucho detrás de él, el sonido de los cascos ya la pisaba los talones... Doscientos metros...
Volver arriba Ir abajo
Salen

avatar

Cantidad de envíos : 70
Fecha de inscripción : 17/05/2010

Hoja de personaje
Nivel:
Experiencia:
0/0  (0/0)
Coronas:

MensajeTema: Re: Run and fight for life   Sáb Mayo 29, 2010 2:05 pm

Mientras corría, podía sentir la sangre correr por sus venas repleta de adrenalina, cómo sus músculos se contraían, cómo su cerebro trabajaba frenéticamente en busca de una solución a su problema. Pero la única solución viable estaba frente a él.

Había oído a los caballo precipitarse tras él, había oído como aumentaba el ruido, indicando una clara disminución de la distancia que había entre ellos, a veces hasta podía sentir a los caballos relinchar tras él. Pero siguió corriendo. Porque los había visto, había visto, recortado contra el horizonte, la enorme marabunta que formaban los jinetes, cientos, si no miles de bandidos tras él. Todo el campamento le perseguía.

Entonces advirtió que aun quedaban muchas cosas por hacer. Cosas que había ido posponiendo y que al final no había cumplido. Promesas sin solucionar, cosas sin aclarar, demasiados cabos sueltos como para que su vida se terminase en ese preciso instante.

Y, cuando ya podía sentir el cansado aliento de los caballos y el pestilente aliento de sus amos en su nuca, advirtió que estaba terriblemente cerca de la puerta, tan cerca que podría tocarla, y aun quedaba una rendija. Así que, abandonándolo todo a su suerte, Salen se agachó un poco, tomando impulso y saltó hacia la puerta, deseando, anhelando que no se terminase de cerrar aun y le permitiese entrar, dejando atrás a sus perseguidores.

Y el tiempo pareció detenerse.
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Run and fight for life   

Volver arriba Ir abajo
 
Run and fight for life
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Davy Back Fight!!
» Bring Me to Life
» Friki's Life Rap Zarcort
» Half Life 1 Full - No steam
» No game no life~

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Utopia Medieval :: Vαℓℓє ∂є Pяσмєηтнαa-
Cambiar a: